Desde que estaba en la barriga, Gael comenzó a demostrar lo que sería su tendencia habitual: la falta de peso.

Cuando estaba en la semana 34 aproximadamente de embarazo, mi pollito dejó de crecer y de engordar (yo creo que quería salir, que ya no cabía ahí) naciendo con solo 2,845 kg de peso. Recuerdo que hasta a mi madre le daba miedito cogerlo, porque parecía que se iba a romper.

Una vez fuera del huevo, mi pequeño comenzó a crecer y engordar normalmente,

¡Pero qué rabia! Y yo preocupada días y días sobre los pocos avances que hacía mi pequeño pollito…. Te cuento.

Me extrañaba ver que Gael no saludaba, ni aplaudía, no mandaba besos… bueno, para ser exacta lo había hecho todo, pero muy pocas veces y nunca más lo volvió a repetir. Pensaba que quizás no lo estábamos estimulando correctamente, o que la atención hacia sus habilidades, sobre todo físicas, no era suficiente. Hasta que se me ocurrió la maravillosa idea de preguntar a su “tita” de la Guarde Mamen y mi perspectiva cambió radicalmente.

A la hora de prepararle la comida a nuestro bebé, ¿Por qué no mezclar dulce con salado? ¿Y si incorporamos el postre al puré? Tentador, ¿eh?

Pues aquí te traigo una receta estupenda, que mezcla calabacín y pera, obteniendo como resultado un puré muy muy dulce que se convertirá en el favorito de tu bebé. Hace falta incorporarle la proteína, siendo por los ingredientes la que mejor le pega, un rico trocito de ternera.

Para que te salga una papilla grande, por si tu pollito es comilón, o sino para que tengas 2 comiditas, éstos son los ingredientes y las cantidades:

INGREDIENTES

¿Cómo puedes hacer un masaje relajante para tu bebé y ayudarle con sus dolores de tripita?

Si tu bebé tienes cólicos y no sabes cómo aliviarlo, prueba con los masajes que nos enseña en este video-tutorial la fisioterapeuta infantil Elena Neila, que además nos da unas claves para hacer el masaje lo más cómodo y placentero posible para nuestro pequeño pollito. A mi me parece uno de los vídeos más claros y que mejor explican la técnica utilizada para el masaje. Presta mucha atención y…

¡No olvides disfrutar tú también con el masaje!