experiencias mama

Vero y Ale

Uff por donde empezara contar la odisea vivida para que Alejandro estuviera hoy aquí a mi lado, ahora dormidito y yo compartiendo nuestra historia con vosotr@s. Empiezo por el principio.

Tras cuatro años de intentos para quedar embarazada, por fin lo conseguimos. Fue la mejor noticia de nuestra vida. Aunque fue un embarazo algo duro al principio, pude disfrutar a tope de esa sensación única que es sentir a tu bebe en la barriga. Cuando supimos que era un niño no cabíamos de alegría, Alejandro se tenía que llamar.

El día que nació no podía estar más feliz, al fin llegó ese día que tanto temía. puff pura felicidad ya que por fin estábamos los tres juntos.

Lo malo vino después cuando Alejandro esa misma noche empezó a atragantarse y lo ingresaron en la UCI donde estuvo un mes y medio. Pasé de la felicidad